Press "Enter" to skip to content

Deportivo Capilla pisó más fuerte en el debut

El conjunto Murguero dio grandes muestras de juego para quedarse con una contundente victoria por 4 a 1 en el clásico distrital ante Robles, en el marco de la jornada inaugural de la Liga SADA.

Un poco más de un año tuvo que esperar Julio Márquez para estrenarse como director técnico de la Primera División del Club Social y Deportivo Capilla y al parecer terminó valiendo la pena porque el equipo mostró un gran funcionamiento en el campo y no arrojó signos de inactividad para adueñarse del clásico de Exaltación de la Cruz al superar por 4 a 1 a Deportivo Robles en el Estadio Municipal por el partido que dio inicio a una nueva temporada de la Liga de San Antonio de Areco (SADA).

Las anotaciones por el lado del conjunto local llegaron por obra de Emiliano Franco, Rodrigo Rama, César Quinteros y Francisco Bellido, mientras que Ezequiel Encina se encargó de aportar el gol del descuento aurirrojo desde el punto de penal.

Después de esta gran muestra de fútbol, el capitán Diego Santoro dialogó con El Lugareño acerca de lo ocurrido el último fin de semana y comentó: “Era muy importante empezar ganando porque es un torneo corto, en el que en dos partidos podés estar clasificado como fuera del torneo. Era incómodo empezar con el clásico, pero pudimos sacarlo adelante y le damos mucha importancia para lo que viene”.

En relación a los aspectos que los llevaron a imponerse en el juego, dijo: “Creo que fuimos superiores durante todo el partido, por ahí ellos arrancaron con una alta intensidad donde nos presionaron muy bien y se hizo un partido bastante sucio. Una vez que encontramos la fluidez y el juego al que estamos acostumbrados la superioridad se notó, fuimos mejores en casi todas las líneas, tuvimos un buen volumen de juego y fuimos contundentes”.

No hay tiempo para relajarse y el equipo ya se encuentra listo para recibir a Rivadavia este domingo al mediodía por la segunda jornada del certamen. “El partido que viene es súper importante para nosotros porque es un torneo muy corto, lo afrontamos con responsabilidad y seriedad por saber que este partido nos va a definir bastante y contra un rival que conocemos mucho, mantiene la base de años anteriores y sabemos que es de los de más jerarquía en la liga. Va a ser uno de los partidos más peleados pero confiamos mucho en lo que tenemos, en nuestra idea de juego y sabemos que tenemos con qué sacarlo adelante”, mencionó.

El capitán tiene confianza en el plantel pero se mantiene tranquilo a la hora de ponerse objetivos en este certamen. “Estamos para pelear partido a partido, es un grupo que viene manteniendo la base hace bastante tiempo con los más grandes que venimos de jugar la final de 2018 y la semifinal de 2019, y si bien no pudimos coronar con un título hemos dejado una identidad. Estamos para seguir creciendo, para que los chicos que vienen de abajo empujen para crecer ellos y hacer más competitivo al plantel. No debemos apurarnos y pensar en el final del torneo, sino ir partido a partido y el mismo torneo nos va a llevar a ver para que estamos”, señaló.

“Tenemos un club y todo un pueblo detrás apoyando que también es importante, está todo dado para que sea un buen año para nosotros y ojalá el partido de la semana pasada haya sido el puntapié inicial para que este año tengamos un final lo más feliz posible”, concluyó.

Robles buscará recuperarse del fuerte cimbronazo sufrido en el clásico este domingo cuando a las 15 haga de local en Capilla del Señor recibiendo al siempre duro San Patricio.

Be First to Comment

    Deja una respuesta

    Mission News Theme by Compete Themes.